Las puntas abiertas: cómo deshacerse de ellas y prevenirlas – Her Beauty

Las puntas abiertas: cómo deshacerse de ellas y prevenirlas

Advertisements

El problema de las puntas abiertas afecta incluso al cabello sano. La causa es la falta de hidratación y nutrición. Esto puede suceder por muchas razones, como un cuidado capilar inadecuado, falta de protección térmica, falta de vitaminas o los efectos secundarios de alguna medicación.

Hay varios factores que son perjudiciales para el cabello y es importante aprender a evitarlos. Mientras se evitan estos factores, es igualmente importante cuidar nuestro pelo de forma adecuada. En este artículo te contamos cómo combinar la prevención y el cuidado de las puntas abiertas para mantener tu cabello sano y fuerte.

  1. Teñido del cabello

No es recomendable teñirse más de una vez al mes. Al mismo tiempo, si estás teñida de rubia, tampoco te olvides de teñirte a tiempo, porque el cabello decolorado es cabello vacío sin pigmento. El teñido del cabello te permite rellenar los huecos en la cutícula y, por lo tanto, fortalece ligeramente el pelo y previene su fragilidad, estado que conduce a la aparición de puntas abiertas.

  • Mascarilla con aceites cosméticos. Los aceites de linaza, melocotón, almendra, coco u oliva son ideales para tratar las puntas del cabello. Mezcla con una yema de huevo cualquier aceite de los mencionados y déjalo actuar sobre el pelo durante 30 minutos. Después, aclara con agua tibia.
  1. Alimentación

Observa tu dieta: trata de deshacerte de la comida “basura”, come más verduras y frutas, introduce cereales en tu alimentación e intenta consumir más proteínas. Al fin y al cabo, una dieta equilibrada es rica en vitaminas y minerales esenciales, que son la clave para conseguir un cabello hermoso.

  • Mascarilla de kéfir. Aplica kéfir a temperatura ambiente sobre el cabello previamente lavado y seco. Frota bien el producto en el cuero cabelludo y las puntas y envuelve el pelo en una toalla. Puedes dejar actuar la mascarilla toda la noche: descansa y tu cabello se regenerará mientras tanto.
  1. Hidratación

El agua es el elemento vital del cabello. Trata de beber al menos 30 ml de agua pura (ni café ni té) por cada kilo de peso.

Loading...

  • Levadura. Puedes hacer una buena mascarilla nutritiva que al mismo tiempo hidrate tus puntas mezclando dos cucharaditas de levadura seca con 50 ml de kéfir. Aplica esta mezcla de medios a puntas, envuélvela en una envoltura de plástico y déjala actuar media hora.
  1. Consumo de tabaco y alcohol

Trata de abandonar los malos hábitos, o al menos de reducir el consumo de tabaco y alcohol. Todo tu cuerpo (y no sólo el pelo) te lo agradecerá.

  • Si no tienes un aceite o suero a mano, usa tu crema hidratante facial o de manos para las puntas.
  1. Peinar el cabello húmedo

Trata el pelo mojado con cuidado. No se recomienda cepillarlo o frotarlo fuertemente con una toalla. Recuerda: el cabello mojado es muy vulnerable y se rompe con más facilidad.

  • Mascarilla de miel y aceite de oliva. Mezcla una cucharadita de miel con una cucharadita de aceite de oliva virgen extra. Aplica la mezcla en las puntas y déjala actuar durante una hora.
  1. Masaje del cuero cabelludo

Cepillar y masajear el cuero cabelludo con frecuencia mejorará la circulación y nutrirá tu cabello con nutrientes propios y oxígeno.

  • Mascarilla de aloe vera. Mezcla proporciones iguales de aceite de jojoba y gel de aloe. Aplica la mezcla ligeramente tibia en toda la longitud del cabello y enjuágala cuando hayan pasado 30 minutos.

Advertisements